Chow chow: características y temperamento

El Chow Chow es una de las razas más increíbles gracias a las especulaciones de sus orígenes.

Tiene particularidades que lo hacen diferenciarse de otros perros como, por ejemplo, el color de su lengua, lo que se ha destacado a lo largo de la historia.

Además, es una de las razas caninas más antiguas que existe.

Se cree que la raza tiene relación con el mundo salvaje por su característica lengua, debido a que, en el oriente, solo existieron dos especies que tenían la lengua con la misma tonalidad, conocidos como oso de Manchuria y el oso azul de Tíbet.

La relación entre las especies abarca coincidencias morfológicas, sin embargo, es una teoría que remonta a millones de años atrás, donde aún los investigadores intentan crear conexiones entre estas especies con la raza canina.

Origen del Chow Chow

El Chow Chow es un perro de tamaño medio, originario del norte de China y es una de las razas más conocidas y antiguas, llegando a ser sumamente famosa en la actualidad por sus características y singular belleza.

Esta raza es conocida en China desde hace más de 2000 años, pero fuera de las fronteras del grande asiático no se conoció si no hasta el año 1800.

Tenía diversas utilidades en su país de origen, donde se destacaba su habilidad de perro pastor, guardián y cazador, aunque por mucho tiempo también fue consumido como un alimento.

Sin embargo, posteriormente esta práctica fue prohibida, llegando a ser un animal apreciado para la compañía.

Es un poco complejo determinar los verdaderos orígenes de esta raza debido a su antigüedad.

Se piensa que pudo haber derivado de una especia extinta, ya que como mencionamos, tenía características de osos y perros.

Se cree que el Chow Chow que existe actualmente cuenta con características similares al Simicyon y Hemicyon, por el mismo número de dientes, tipo de lengua y cuerpo en forma de cuadrado.

Los primeros datos que se conocen de los Chow Chow, es que fueron llamados perros de guerra debido a su aspecto similar al león y ferocidad.

También llegaron a servir para la caza, gracias a que contaban con fuerza, olfato y técnicas inteligentes para poder cazar presas.

Durante los años donde China pasó por su peor etapa de pobreza, los perros de esta raza comenzaron a disminuir drásticamente.

Por suerte, en las montañas de Mongolia y Manchuria, vivían monjes budistas que se encargaron de seguir criándolos como perros de guarda de rebaños y monasterios, lo que ayudó a preservar la raza.

Los primeros ejemplares de Chow Chow comenzaron a llegar a Europa en 1895.

Llamaron la atención rápidamente de los europeos y grupos de aficionados que buscaban formar un club de la raza, y fue a partir de aquí, cuando se fijó un estándar de estos perros.

Características físicas del Chow Chow

chow chow

Los Chow Chow son perros de tamaño medio, pertenecientes al grupo de razas de perros spitz, son compactos y tienen el cuerpo bien proporcionado, con un tronco robusto y corto. Tienen un bello aspecto que se asemeja a un león.

Su cola esta doblada por sobre su espalda, acompañado de patas rectas y fuertes, que dan un aspecto mucho más único y armonioso al caminar.

La cabeza de estos perros llama especialmente la atención de las personas, debido a que es más grande en comparación a su cuerpo. Es muy ancha y amplia, cubierta con un pelaje espeso que caracteriza su atractivo peculiar.

Su hocico es más corto y pronunciado, ancho y muy largo, pero fuerte al mismo tiempo.

En cuanto a sus colores, por lo general pueden ser de tonos amarillos pasteles con marrones cobrizos. Sus ojos son oscuros y muy pequeños, acompañados de líneas que en ocasiones pueden llegar a esconderse entre su piel.

Tienen las orejas pequeñas en forma de triángulos. Estas siempre se mantienen erguidas sobre su cabeza, logrando formar una expresión característica única, que los hace parecer siempre que están en estado de alerta.

Otra característica de la raza es su cuello fuerte, elegante y formado que confiere todo el poder a su cuerpo.

El Chow Chow puede alcanzar hasta 56 centímetros en el caso de los machos, siendo la media de 46 a 48. Mientras que su peso puede encontrarse entre 25 a 30 kilos.

Una lengua única

Una de las características más fundamentales de los perros de esta raza es su lengua, de un color diferente al de otras razas caninas.

lengua del chow chow

Se trata de una tonalidad negro azulado, que puede asimilarse a la de osos. Un perro de esta raza con lengua rosada, penaliza a los ejemplares legítimos, debido a que no se considera un estándar de los Chow Chow.

Pelaje que recuerda a un león

El pelaje de los perros de esta raza es sumamente característico y distintivo.

Por lo general, poseen un pelaje espeso y muy largo, es sumamente abundante y tiene una textura en el exterior, fino y muy lanoso. 

Sin embargo, este tipo de pelaje requiere de un mantenimiento más concreto, para que pueda estar siempre en buen estado.

El tupido manto de pelo le otorga el aspecto de león, siendo una de las cualidades mejor valoradas por los fanáticos de esta raza.

Aunque es más común ver ejemplares con pelaje largo, también se conoce la existencia de una variedad de esta raza con el pelo corto.

Incluso, se puede llegar a pensar que los primeros ejemplares eran de pelaje corto, pero es algo que no puede saberse a ciencia cierta.

Durante muchos años, los Chow Chow de pelo corto tuvieron mucha popularidad debido a que varios ejemplares lograron ganar concursos de belleza, pero en la actualidad son pocos apreciados y conocidos, siendo los Chow Chow de pelaje largo los más populares.

Personalidad y comportamiento del Chow Chow

Los Chow Chow son perros con excelentes cualidades, donde se destaca su calma y el equilibrio en su temperamento.

Por otra parte, es un perro muy independiente, pero que pone gran pasión en las tareas que se asignan.

  • Fieles y cariñosos: En los entornos familiares, se comporta como un perro muy fiel y cariñoso, pero puede ser algo desconfiado y arisco con los desconocidos. Con una socialización temprana serán unos perros más seguros y, por lo tanto, menos tímidos cuando sean más adultos. Y por supuesto, se llevarán mucho mejor con otros perros y animales en general y también con las personas.
  • Territoriales: Tienen un fuerte instinto territorial, por lo que son ideales para ser perros de guarda, pero no se encuentran preparados para vivir solos en el exterior, porque necesitan de tener contacto con su familia. Además, son perros muy leales que siempre acompañan a su adoptante, por lo que les cuesta mucho adaptarse a posibles cambios.
  • Perros de compañía: A pesar de que es un perro ideal para la caza y otras actividades, el Chow Chow es más que todo un perro ideal para la compañía.
  • Poca actividad física: No requieren de mucha actividad física, debido a que es un perro muy tranquilo y disfruta del descanso. Puede adaptarse perfectamente a la vida en apartamentos o pisos pequeños, pero en estos casos necesitan de más actividad diaria. Con una buena rutina de actividades físicas y juegos, será suficiente para mantenerlos en un estado óptimo de salud física y mental.

Un temperamento especial no apto para todos los perfiles de adoptantes

Los perros de esta raza tienen un temperamento especial, el cual debemos conocer para saber comprenderlo y poder satisfacer sus necesidades.

Son perros dominantes desde cachorros, por lo que es importante intervenir en su educación y en la relación con su adoptante y son de las razas de perros menos obedientes.

Si se hace de manera correcta, el perro responderá correctamente y confiará en su adoptante aunque nunca podrá someterse completamente.

Incluso, es muy posible que de vez en cuando el perro desafíe su autoridad, por lo que siempre será importante recordarle su posición.

Por eso, no es una raza recomendable para adoptantes que no tengan experiencia educando perros.

La educación, en este sentido, es fundamental para tener un Chow Chow feliz y equilibrado.

Cuidados básicos

Tal cual como en cualquier otra raza, los Chow Chow necesitan de cuidados básicos para su salud.

Lo fundamental siempre será observarlo y vigilarlo, para de esa manera poder detectar a tiempo, lo que sea que tenga.

Salud general de la raza:

Es importante que se cumpla con la cartilla de vacunaciones al día, que estén desparasitados y sus visitas al veterinario de manera periódica.

Estas visitas son para poder realizar chequeos generales de su salud, como, por ejemplo, alguna posible infección.

Por supuesto, siempre es importante que el adoptante lo lleve a un médico veterinario en caso de que tenga sospecha de que algo no está bien, o el perro tenga algún síntoma o comportamiento extraño o que no sea habitual.

Por ejemplo, duerme más de lo normal, no quiere comer, o se ve decaído.

Cepillado:

Los cepillados diarios y frecuentes son necesarios debido al tipo de manto que poseen, ya que son de los perros que más pelo sueltan.

Es necesario que su pelo se desenrede con frecuencia cada día para evitar la formación de nudos.

Además, cepillarlo durante la época de muda es importante para eliminar el pelaje muerto.

Baños:

Los baños no deben realizarse de manera excesiva, ya que hacen que la piel pierda su propia protección.

Tienen la ventaja de que su pelo no se ensucia con facilidad, por lo que un baño una vez al mes puede llegar a ser suficiente.

Sin embargo, depende del tipo de vida que lleve, por lo que es posible que los baños puedan disminuirse.

Alimentación de calidad:

Es importante que el adoptante controle la ingesta de alimentos del perro, procurando siempre ofrecerle piensos de calidad.

De esta forma, se evitan los problemas de obesidad, algo sumamente perjudicial para los perros.

La cantidad de alimento que necesita, se determinará por parte de un médico veterinario, según sus necesidades energéticas, considerando especialmente la cantidad de ejercicio que realiza a diario.

Ejercicio:

El ejercicio es vital para cualquier raza, no solo los Chow Chow.

A pesar de que son poco activos, necesitan ejercitarse para tener un estado de salud óptimo.

Los paseos pueden ser suficientes para ellos, aunque tampoco está de más agregar juegos dentro de casa, sobre todo, para la estimulación mental.

¿A qué enfermedades son propensos los Chow Chow?

Aunque los Chow Chow son perros fuertes y robustos, tienen una cierta predisposición genética a sufrir de algunas enfermedades caninas habituales.

Por ejemplo, es una de las razas mayormente afectadas por la displasia de codo y cadera.

También pueden presentar otras enfermedades, como:

  • Luxación de rotula.
  • Enfermedades de tiroides.
  • Problemas oculares.
  • Pénfigo foliáceo.

Importante: Para poder evitar estas afecciones, es importante que se conozca la familia del cachorro y tener toda la información del criador.

Las responsabilidades del criador también recaen sobre la salud del perro, por lo que nunca se debe acudir a personas que no posean experiencia en la crianza de animales.

No es recomendable llevar de paseo a un perro de esta raza con arnés, ya que puede ocasionar lesiones en sus hombros.

Generalmente, nos les gusta sentirse atados, ya que disfrutan de correr en espacio controlados donde puedan estar sueltos.

No soportan el calor debido a su pelaje, por lo que se recomienda mantenerlos en climas fríos o templados.

Curiosidades de los Chow Chow

  • Se cree que la coloración de la lengua de los Chow Chow se produce por una sobreproducción de melanina que se concentra en su lengua, llegando a dejar al descubierto la tonalidad atípica.
  • Su nombre “Chow Chow” proviene de una expresión de origen inglés que quiere decir “Mercancía diversa”, no es un nombre de origen chino. Esta inscripción “Chow Chow” fue marcada en las cajas que transportaban a los primeros cachorros desde China a Inglaterra. Los marineros ingleses usaban esa expresión para referirse a varias cosas como joyas, piezas de marfil o porcelana.
  • Según una leyenda, los Chow Chow eran perros/dragones que adoraban al día, pero odiaban la noche. Un día, ya cansados de sufrir la oscuridad de cada jornada, decidieron lamer el cielo nocturno para desgastarlo, pero los dioses decidieron castigarlos, dándoles la tonalidad oscura que hoy en día conocemos en su lengua.

¿Tienes un Chow Chow? ¿Qué nos puedes compartir sobre esta raza?

Sandra Ferrer. Creadora del Programa de Educación Canino “Cómo Educar a un Cachorro”

La entrada Chow chow: características y temperamento aparece primero en Cómo educar a un cachorro.